LUNES - VIERNES 9AM - 7PM
+34 671 419 247

¿La arquitectura sostenible es cara?

La arquitectura sostenible, gracias a la innovación, no ha dejado de ser un sector en crecimiento y que se preocupa por el medio ambiente y la sostenibilidad. Pero, ¿es demasiado cara? ¿Trae muchos quebraderos de cabeza a larga?

Hoy, en el blog de IVER, os desmentimos algunos de los mitos de la arquitectura sostenible que más habrás escuchado.

¿Qué es la eco-arquitectura?

Empecemos por el principio.

La construcción ecológica surgió entre los años 60-70 y, desde entonces, ha ganado muchos partidarios gracias a sus ventajas como por ejemplo la reducción de costes o mejora de productividad.

La eco-arquitectura es una tendencia arquitectónica muy popular en este momento y que sigue en crecimiento, gracias a la reducción del impacto medioambiental. Por ello son muchos los que deciden pasarse a “lo sostenible” para poner su granito de arena.

La arquitectura sostenible busca reducir al máximo posible el impacto de la construcción en el medio natural. Por ello, se centra en usar únicamente materiales y técnicas que sean respetuosos con el medio ambiente para crear un lugar habitable.

Antes de construir, se realizan estudios y diseños para preservar al máximo la flora y la fauna del lugar. Aquí también se tiene en cuenta el uso de materiales que no dejen una huella negativa ambiental y utilizar la energía para la estructura.

En definitiva, la eco-arquitectura busca el uso de materiales naturales y reciclados combinados con energías renovables para que los edificios sean más baratos de construir y mantener.

5 mitos de la arquitectura sostenible

A continuación, vamos a desmentir los 5 mitos más populares que seguramente hayas escuchado sobre la arquitectura medioambiental.

  1. La arquitectura sostenible es demasiado cara.

Las personas suelen tener esta creencia porque confunden la arquitectura ecológica con la tecnoecológica, y no es así. En la arquitectura sostenible no es necesario emplear los últimos adelantos tecnológicos, sino que el objetivo es buscar el mayor ahorro de energías, recursos y emisiones.

Según los recursos del lugar, es posible aprovechar todas las materias que nos ofrece el entorno, por lo que, a la larga, implica costes bajos.

  1. Es muy complicado encontrar los materiales para construir.

¡Para nada! Con la arquitectura sostenible se busca todo lo contrario: construir con materiales locales y, de esta forma, se evita emitir más emisiones nocivas del transporte de estos al lugar de construcción.

De hecho, y desmintiendo el punto anterior, usar materiales locales es una opción mucho más económica.

  1. Para construir hay que hacer mucho papeleo…

Un edificio sostenible debe garantizar al máximo varios aspectos, como lo acústico, la iluminación, ruido… Y, además, debe integrarse estéticamente en el entorno. Por supuesto, iniciar un proyecto a gran escala o simplemente un hogar para vivir, conlleva el proceso de entregar y rellenar documentos que puede ser algo tedioso. Pero no te preocupes, desde IVER estaremos a tu lado en todo momento para asesorarte.

  1. El proceso de construcción es demasiado largo y complejo.

En absoluto. Si se cuenta con una buena tecnología y mano de obra cualificada, el tiempo de construcción puede reducirse hasta un 30%.

El único proceso de mayor trabajo será su diseño, ya que hay que tener en cuenta muchos más aspectos que un proyecto “normal”.

  1. Requieren de mucho mantenimiento.

No tiene por qué. Si el sitio y los materiales están escogidos de forma adecuada, la casa o edificio podrá tener una gran resistencia y durabilidad.

Por supuesto que requerirá de mantenimiento, pero al igual que otro hogar o edificio, pero su nivel de impacto en el medio ambiente reducirá los efectos ecológicos producidos por nuestra manera de vivir.

En definitiva, la arquitectura sostenible es una opción perfecta para mejorar la calidad de vida de las personas y, por supuesto, cuidar del medio ambiente.

Con ella buscamos un acondicionamiento perfecto para las personas: una correcta iluminación, disminución de ruido, mejorar la calidad del aire, evitar malos olores…

A la larga, contar con un hogar o edificio sostenible generará ahorros a sus propietarios gracias al uso de la energía medioambiental.

 

¿Estás buscando una empresa especializada en arquitectura sostenible en Valencia?

En IVER estaremos encantados de ayudarte a dar todos los pasos para crear tu hogar o edificio. Te indicaremos todos los pasos a seguir y la documentación necesaria para comenzar tu construcción sostenible.

Pide información o presupuesto sin compromiso a través de WhatsApp o email.

Categorías I+D

Deja un comentario